Permisos y excedencias

Permisos y excedencias

En la relación laboral que te une a la empresa puede haber situaciones en las que sea necesario pedir o un permiso o una excedencia. En ambos casos se trata de un derecho del trabajador que debe solicitar a la empresa, siendo esta la que obligatoriamente si se cumplen las condiciones legalmente previstas debe aceptar y conceder.
En muchas ocasiones, la empresa se niega a facilitar al trabajador este derecho sin motivo aparente, por lo que en esta situación debes reclamar tu derecho al disfrute de lo solicitado, surgiendo entonces la necesidad de pedir ayuda a un profesional que te oriente en tu reclamación, para defender tus derechos.
 
Para ayudarte a saber que es cada cosa te lo explicamos a continuación;
Los permisos retribuidos son un tipo de permiso en que el tiempo de ausencia del trabajador implica que este recibirá una compensación económica mientras no trabaje en la empresa. Los permisos retribuidos se encuentran legislados en el artículo 37 del Estatuto de los Trabajadores. Los permisos retribuidos son días en los cuales el trabajador puede ausentarse de su puesto de trabajo por una causa justificada sin que se le pueda descontar parte del sueldo. En cualquier caso, como todos los demás derechos, lo que indica el Estatuto de los Trabajadores es un derecho mínimo, y el convenio colectivo puede ampliar no sólo el número de días, sino como también las causas en las que un trabajador puede solicitar un permiso retribuido.
 
Los permisos retribuidos recogidos en el Estatuto de los Trabajadores se deben de contar como días de trabajo efectivo, y en consecuencia, no deben de ser recuperados por el trabajador. Sin embargo, los permisos retribuidos por asuntos propios recogidos en algunos convenios colectivos no pueden ser considerados como de trabajo efectivo, por lo que no se computan a la hora de alcanzar la jornada anual.
 
Los permisos mas habituales son;
Quince días naturales en caso de matrimonio.
Dos días por el nacimiento de hijo (tras el aumento del permiso de maternidad/paternidad del 2019 se eliminan los permisos por nacimiento) y por el fallecimiento, accidente o enfermedad graves, hospitalización o intervención quirúrgica sin hospitalización que precise reposo domiciliario, de parientes hasta el segundo grado de consanguinidad o afinidad. Cuando con tal motivo el trabajador necesite hacer un desplazamiento al efecto, el plazo será de cuatro días.
Un día por traslado del domicilio habitual.
Por el tiempo indispensable, para el cumplimiento de un deber inexcusable de carácter público y personal, comprendido el ejercicio del sufragio activo. Cuando conste en una norma legal o convencional un periodo determinado, se estará a lo que esta disponga en cuanto a duración de la ausencia y a su compensación económica. Cuando el cumplimiento del deber antes referido suponga la imposibilidad de la prestación del trabajo debido en más del veinte por ciento de las horas laborables en un periodo de tres meses, podrá la empresa pasar al trabajador afectado a la situación de excedencia regulada en el artículo 46.1. (Excedencia forzosa) En el supuesto de que el trabajador, por cumplimiento del deber o desempeño del cargo, perciba una indemnización, se descontará el importe de la misma del salario a que tuviera derecho en la empresa.
Para realizar funciones sindicales o de representación del personal en los términos establecidos legal o convencionalmente.
Por el tiempo indispensable para la realización de exámenes prenatales y técnicas de preparación al parto y, en los casos de adopción, guarda con fines de adopción o acogimiento, para la asistencia a las preceptivas sesiones de información y preparación y para la realización de los preceptivos informes psicológicos y sociales previos a la declaración de idoneidad, siempre, en todos los casos, que deban tener lugar dentro de la jornada de trabajo.

Una excedencia voluntaria es la suspensión del contrato de trabajo solicitada por el trabajador durante un periodo de tiempo que como mínimo tiene que ser de cuatro meses y como máximo de cinco años.

La principal regulación se encuentra en el artículo 46 del Estatuto de los trabajadores, aunque puede ser de vital importancia lo indicado en el convenio colectivo ya que puede exigir algún tipo de preaviso o procedimiento especial.

¿Qué tipos de excedencia existen en el derecho laboral español?
Existen tres tipos de excedencia además de la voluntaria,

La excedencia forzosa motivada por la elección del trabajador en algún cargo público.

La excedencia por cuidado de un familiar dependiente de hasta segundo grado o de un hijo menor de tres años.

Si quieres más información sobre los permisos o las  excedencias, no dudes en ponerte en contacto con nosotros y te ayudaremos

Abrir chat
Consúltanos. Respuesta inmediata